Amarre de amor con panuelo

La pérdida de un ser amado es algo muy difícil de afrontar y sobrellevar. Cuando se produce una ruptura en una relación amorosa, siempre una de las dos personas que la conforman queda más afectada que la otra. Esa persona necesita recuperar a la otra de cualquier manera posible ya que si no la recupera será totalmente infeliz. Esas personas recurren a los rituales para que regrese el ser amado.

Un ritual es una serie de acciones realizadas principalmente por su valor simbólico. Son acciones que están basadas en alguna creencia, ya sea una religión o una ideología, tradiciones, memoria etc. Los rituales se realizan por diversas razones, tales como la adoración de un dios, un festejo nacional, la muerte de un miembro de una comunidad, o para producir algún efecto como es el caso del amor.

Oracion para tener salud y trabajo

Los rituales relacionados con el amor consisten en la veneración de alguna deidad para que esa divinidad cumpla de manera rápida la petición de amor necesaria. Es decir, los rituales para que regrese el ser amado consisten en rituales realizados para la veneración de algún santo o dios y la petición correspondiente a ese santo o dios.

Daremos un ejemplo de uno de los tantos rituales para que regrese el ser amado. Los materiales necesarios para realizar este ritual son: una vela blanca, una foto de la persona que hace el ritual, una foto de la persona amada, dos alfileres de cabeza, uno rojo y uno blanco y un pañuelo blanco. A las doce de la noche debemos encender la vela blanca y colocarla frente a nosotros. Luego tomamos los alfileres (previamente esterilizados) y pinchamos con ellos la yema del dedo pulgar de la mano derecha.

Se exprime el dedo para que salga una gota de sangre y luego debemos poner una huella digital en la foto del ser amado. Una huella sobre el rostro y otra sobre el pecho. Luego hay que juntar ambas fotos frente a frente, cara a cara y engancharlas con los dos alfileres, uno en el rostro de ambas fotos y otro a la altura del pecho.

Finalmente hay que envolver las fotos en un pañuelo y rezar lo siguiente: “Mi amor por ti es tan fuerte que volverás para no separarnos jamás, unidos estaremos por siempre”.